Revista Paula

Las piedras que antigüamente se usaban en los campos para moler el maíz han sido rescatadas desde el valle de colchagua por la tienda Manantiales. Hoy se usan como elementos decorativos de jardines, ya que dentro de ellas se pueden poner flores, hojas, velas flotando o algunas especies como nenúfares o lirios de agua. La siguiente imagen muestra una piedra de mayor tamaño donde se molía trigo para fabricar harina.
.